Proteger a tu bebé del sol

Introducción

Hasta los tres años los niños tienen el sistema de defensa cutáneo inmaduro, lo cuál hace que sean muy vulnerables frente al sol; por lo tanto, no está fuertemente desaconsejado exponerlos directamente al sol;  sin embargo, si no puedes evitar llevar a tu bebé a un lugar soleado, debes tomar todas las precauciones necesarias para proteger su delicada piel. Respetando algunas reglas muy simples, podrás preservar el futuro de su piel y de su sistema de defensa natural de graves daños potenciales. Y, dado que la niñez es el mejor período de aprendizaje, los gestos que hoy repitas con tu hijo serán buenos hábitos que él adquirirá para el futuro.

> Las reglas de seguridad frente al sol
> Cómo elegir la mejor protección solar para tu bebé

 

Tu valoración

Enviar un mensaje